Autor: Héctor García 6 Enero 2011



Confieso abiertamente una de mis pasiones: el vino. Os puedo asegurar que tras los festejos navideños y gracias en gran parte a mi contribución, la economía de las bodegas Riojanas vive momentos de prosperidad . No obstante miro a mis abdominales y me pregunto con remordimiento, que impacto tienen todas las calorías de alcohol consumidas durante las fiestas ? Sabemos que la grasa contiene 9 Kcal/g , las proteínas e hidratos 4 kcal/g ; el alcohol en cambio proporciona 7 kcal por gramo de producto, de manera que la graduación alcohólica de la bebida, determina el contenido calórico de la misma. Por lo tanto, considerando únicamente la composición energética, el alcohol representa una fuente importante de calorías ( una lata de cerveza son 150 kcal y una copa de vino unas 100 kcal ). Pero, más allá de aumentar el consumo energético, una caloría de alcohol es equivalente a una caloría de carne o arroz? Me temo que no … dos vasitos de vodka (180 kcal) y la oxidación de grasas se reduce en un 73% durante varias horas después (Siler S. Q. American Journal of Clinical Nutrition 1999). La explicación metabólica es simple: el pobre hígado se encarga de metabolizar el alcohol, transformándolo principalmente en acetato, sustancia que una vez en sangre y como no se puede almacenar, reemplaza a la grasa como sustrato energético (y en menor medida también suprime la utilización de carbohidratos). Madre mía que disgusto, el alcohol no solo aporta calorías extra (que yo pensaba quemar aumentando mis entrenamientos cardiovasculares) sino que además inhibe la quema de grasa de tu cuerpo como fuente de energía. Pensad que estos resultados se derivan de tan solo 180 Kcal. de alcohol. No quiero ni pensar cuanto perduran estos efectos tras “ el alcoholismo de fin de semana”.

Hay mas … Sabías que consumir una copita de vino o cerveza es una de las mejores maneras de estimular el apetito ? Aquellas personas que toman una bebida alcohólica antes o durante una comida, tienden a aumentar la cantidad de alimentos ingeridos en la misma ( Buemann, B. International Journal of Obesity, 2002). Y el colmo de los problemas: el consumo de alcohol estimula la secreción de cortisol y el deterioro de la preciada hormona testosterona ( Valimaki M.J. Alcohol, 1984).

Es verdad, o solo una leyenda urbana la idea de que el consumo excesivo de alcohol (especialmente de cerveza) favorezca el almacenamiento de grasa en la región abdominal (“barriga cervecera”)? El consumo regular de cerveza contribuye a una mayor circunferencia de cintura (únicamente entre hombres), aunque también favorece el aumento de peso en general(Schütze M. European Journal of Clinical Nutrition 2009). Alcohólicos con un estatus nutricional adecuado presentan una mayor acumulación de grasa visceral, al mismo tiempo que exhiben niveles inferiores de masa muscular ( Kvist H. Metabolism 1993). Una investigación concluye que el consumo medio-alto de cerveza ( +21 cerveza / semana) favorece una mayor circunferencia de cintura; un hecho que no sucede con una ingesta equivalente de vino (Vadstrup E. S. Int. Journal of Obesity Related Metabolic Disorders 2003). Otro estudio identifica como el consumo de alcohol en general se encuentra favorablemente asociado con un mayor índice de cintura-cadera (Dallongeville J.. Int. Journal of Obesity Related Metabolic Disorders 1998). En un estudio adicional, el riesgo de obesidad abdominal aumenta significativamente a partir del consumo diario de tres bebidas alcohólicas (Schütze M. European Journal of Clinical Nutrition 2007).

Como podemos ver, la evidencia muestra como el impacto del alcohol sobre nuestra figura puede resultar considerable. Aunque si moderamos el consumo, tampoco nos implica un extra notable de calorías al día y podremos disfrutar de los micronutrientes que ofrecen tanto el vino como la cerveza. Sus efectos: combaten el estrés oxidativo a nivel celular, favorecen el metabolismo del colesterol y la salud cardiovascular, fortalecen el sistema inmunológico, reducen la tensión arterial, potencian la densidad ósea, preservan la salud cognitiva, etc. Para obtener todos estos beneficios basta con una dosis diaria de alcohol.

Comments